domingo, 30 de noviembre de 2008

Cine Avenida

La construcción de la sala de espectáculos “Cine Avenida, se inició en el año de 1944 y quedó totalmente concluida en Septiembre de 1947 y durante toda su existencia fue considerado uno de los mejores cines de México, Su propietario, quien lo mandó construir fue el Sr. José Vilet Ribé, pero no lo vio terminado por fallecer antes de que este quedara concluido, su constructor fue el Ing. Javier Vilchis Pliego
La distribución interior del Cine fue objeto de minucioso estudio con el fin de poder ofrecer toda clase de comodidades al público potosino y a fin también de resolver las necesidades y problemas de visibilidad y acústica que las modernas salas de espectáculos requieren.
Las entradas principales del Cine se encuentran situadas en la esquina de Venustiano Carranza y Tomasa Estévez, dando acceso al vestíbulo el cual cuenta con dos taquillas para el servicio y la puerta de entrada a las oficinas; de él parte una escalera que da acceso al Foyer, éste es amplio y bien iluminado, importantes condiciones para cumplir con las necesidades de un lugar de descanso. El Foyer a la vez es el recinto de distribución, partiendo de el una escalera de grandes dimensiones que da acceso a la mezanine, cuenta además con cuatro puertas para la Sala de espectáculos y una para el anexo, donde se encuentran los servicios sanitarios, teniendo además debajo de la escalera principal, lugar destinado a dulcería y casetas telefónicas.
En esta magna obra, se invirtió más de un millón doscientos mil pesos.
Fue el cine mas lujoso y caro de todos los construidos en San Luis Potosí México, sufrió algunas modificaciones técnicas de acuerdo a los avances del cine, sin embargo fue, de los clásicos potosinos, el de vida mas corta pues no llegó a funcionar ni 40 años, en la década de los 80 fue cerrado y en los noventas rentado a una compañía de cines, que lo modificó para construir en su interior pequeñas salas de cine.
Existe una leyenda que cuenta que un fantasma habita el cine, es el fantasma de un niño que murió al caer desde el Mezanine, que hacía travesuras a los trabajadores del Cine y de los cinemas que después se construyeron, según cuentan se le escucha hablar, correr y jugar en las diferentes áreas siendo su preferida donde se encontraba la sala principal.

sábado, 29 de noviembre de 2008

José Vilet Ribé


Catalán nacido en Sabadell, llegó a estas tierras alrededor de 1910, formó familia con Carmen Brullet y se estableció en estas tierras, fundando junto con los señores Antonio y Juan Busqueta “La España Industrial”, Fábrica textil de fibras de lana, de la que fue director durante 25 años y producía los mundialmente famosos casimires Abantrám. Esta empresa fue un orgullo para los Potosinos y los Mexicanos en general.
En aquellos tiempos había pocas fuentes de trabajo, las principales: Ferrocarriles, la Azarco Mexicana y la España Industrial.
Don José Vilet creó “La Colonia Industrial para dar casa a sus trabajadores y preocupado también por la educación de los hijos de estos fundó su propia escuela subvencionada por la propia empresa.
Finalmente construyó al cine Avenida, una obra con estilo modernista con acabados en mármol y que fue en su momento el mejor cine de México. (ya platicaremos del cine Avenida en otra ocasión) Inició su construcción en 1944 bajo la dirección del Ing. Javier Vilchis, pero el Sr. Vilet no vio concluida su obra pues falleció poco antes de su inauguración, en 1947

viernes, 28 de noviembre de 2008

La Corriente

La actual calle de Reforma en San Luis Potosí, es sin duda la sinuosa de todas y esto obedece a que de origen fue una zanja que se construyó para proteger a la ciudad de las inundaciones.
En el siglo XVII sucedieron dos grandes inundaciones provocadas por fuertes y pertinaces lluvias, afectando la primera a pueblos aledaños ahora conocidos como barrios y a la ciudad misma, la primera acción para solucionar el problema fue escarbar algunas zanjas pequeñas al centro de las calles mas afectadas, sobre todo aquellas que habían sido arroyos como el de de San miguel ahora calle de Miguel Barragán y otro mas que se encontraba en la ahora calle de Mier y Terán, esto fue después de la inundación de 1601, en 1688 se dio otra inundación de mayores dimensiones por lo que la alcaldía de San Luis tomó la determinación de construir una zanja que rodeara la ciudad con el fin de que captara las aguas de lluvia y las sacara de la ciudad sin causar destrozos, según consta en el acta levantada el 6 de diciembre de 1688 siendo alcalde don Bernardo Iñiguez del Bayo y se lee: “…………dicho alguacil Mayor propuso que por cuanto el día 16 de agosto pasado llovió con tanta abundancia en esta ciudad y sus contornos, que mucha parte de ella se inundó, y que atendiendo S. S. dicho Señor General al grave daño que padeció con la inundación y al que había padecido el día 22 de agosto del año pasado y al que podría sobrevenir en lo adelante; mirando a esta Ciudad con ojos de padre cariñoso y de gobernador vigilante, determinó hacer una zanja que cercare la Ciudad y recibieren sitio todas las aguas de las avenidas que la podían dañar. En cuyo conformidad, proveyó Su Merced la forma que se había de tener en dicha zanja, la cual puesta en ejecución consta de dos mil varas de largo y seis de ancho y en partes dos y media y en otras poco menos de profundidad. En la cual dicha fábrica gastó S. S. setecientos y cuarenta pesos…. Quien con el amor y cariño referido los gastó y suplió… Y dichoAlguacil Mayor por sí y en nombre de esta Ciudad da a dicho Señor General, con repetidos obsequios, infinitos agradecimientos, por el desvelo, cuidado y vigilancia con que personalmente asistía todos los días, a tarde y mañana, a la conducción del trabajo para la perfección de la obra; y pide a Dios le aumente sus bienes espirituales y temporales y le pase a los puestos que merece”.
Como se pude leer en el texto de esa acta, fue don Bernardo quien costeó y dirigió esa importante obra pluvial que dio servicio a la ciudad por casi tres siglos, hacia mediados del XX la Corriente fue entubada para construir sobre ella un buen número de fincas y a fines del mismo, el ayuntamiento las adquirió para mejorar la imagen urbana.Fue en la década de los noventas del siglo XX cuando se realizó la segunda obra pluvial verdaderamente importante y efectiva, durante la administración del Gobernador Horacio Sánchez Unzueta
En la Imagen de arriba se puede apreciar la magnitud de la zanja conocida como corriente, en la foto inferior la bóveda que sirvió para entubar la corriente y la última foto las obras que se construyeron sobre ella.

jueves, 27 de noviembre de 2008

Librería Española

Sabía Ud. que la librería mas antigua de México se encuentra en San Luis Potosí?, además es la única librería que ha permanecido en el mismo lugar y el mismo nombre, perteneciendo, digamos a la misma familia.
En la casa marcada con el número 170 de la ahora calle de Manuel J. Othón existía ya desde fines del siglo XIX y principios del XX una librería propiedad de la familia Sánchez Parres que fue vendida en mayo de 1908 al matrimonio formado por don Francisco Izquierdo Cogollos y doña Asunción Albiñana de Izquierdo y desde ese momento recibió el nombre de Librería Española y le agregaban de Francisco Izquierdo.
El matrimonio Izquierdo Albiñana procreó cuatro hijos Asunción, Francisco, Gloria y Amparo.
Asunción la hija mayor nació el 21 de febrero de 1909, justamente a los nueve meses de que el matrimonio Izquierdo Albiñana adquirieran la Casa y librería, ella realizó sus estudios desde primaria hasta preparatoria en el colegio inglés y se casó el 1928 a la edad de 19 años con don Gilberto Flores Muñoz, quien fuera después gobernador de Nayarit, ministro de agricultura y realizara una importante carrera diplomática hasta la muerte de ambos en el régimen de Luis Echeverría, presumiblemente por maquinación del mismo gobierno. Por su parte la Sra Asunción Izquierdo Albiñana de Flores Muñoz se descubrió a si misma como escritora con una inigualable calidad narrativa.
Francisco Izquierdo, el segundo hijo, se estableció durante años en la calle de Julián de los Reyes con una librería que llamó Librería Izquierdo
Gloria, la señora Gloria fue la tercera Hija del Matrimonio Izquierdo Albiñana se hizo cargo durante años de la Librería Española, ella se casó con el apreciadísimo Licenciado Antonio Rocillo con quien formó la familia Rocillo Izquierdo.
Recuerdo a la Sra Gloria tras el mostrador de la librería, con rostro adusto pero siempre amable con su voz grave y clara daba santo y seña de cada uno de los libros que ahí vendían, me causaba la impresión de que los había leído todos.
Actualmente la librería Española, al cumplir sus primeros 100 años es manejada por la Lic. Amparo Rosillo Izquierdo y el Ing. Antonio Rosillo Izquierdo, nietos de su fundador.

Nota de Asunción Izquierdo:
El matrimonio Izquierdo Albiñana tuvo cuatro hijos y en la narrativa no aparece el nombre de la cuarta hija que es Amparo Izquierdo Albiñana que es la unica hija que vive actualmente y que a su debido tiempo tambien se hizo cargo de la libreria mientras que la Sra. Gloria estudiaba

lunes, 24 de noviembre de 2008

La Caja de Agua de la Alameda.

Ahí está como la puerta de Alcalá, sólo que a esta todos la ven y nadie la aprecia, es mas nadie sabe ni que es, ni que utilidad tuvo ni quien ni cuando la pusieron, y yo tampoco lo sabía hasta que me dijo el Ing. (Indio) Navarro Q.E.P.D. que eso se trataba de una C aja de Agua, la mas antigua de San Luis. Para quien lo dude aquí he subido una foto de 1904 donde se puede apreciar a un nutrido grupo de aguadores que se abastecían de agua y en esos botes cuadrados (Botes alcoholeros) surtían agua potable de casa en casa por unos cuantos centavos.
Esta Caja de Agua debió ser realizada a fines del siglo XVIII por los Carmelitas Descalzos que habían construido un acueducto que les llevaba agua desde un manantial u ojo de agua que se encontraba en las inmediaciones del ahora jardín de Tequisquiapan o Tequis como mejor se le conoce aquí en San luis Potosí.

Ellos fueron de los primeros que tuvieron agua corriente en sus instalaciones y la Caja de Agua que les presento se encuentra en lo que fue “la huerta de los carmelitas” y hoy la Alameda Juan Sarabia, mas precisamente en el crucero de las calles de Constitución con Universidad. Su utilidad también rebasó los cien años.
Sobre el flanco norte está colocada la placa con el nombre de la alameda; muy probablemente quien lo hizo no tenía idea de lo que es esa pequeña construcción, que no obstante el vital servicio que dio, permanece visiblemente ignorada.

sábado, 22 de noviembre de 2008

La Caja de Agua

Uno de los orgullos arquitectónicos de los potosinos ha sido desde hace más de cinco décadas la Caja de Agua o Conservera como se le conoció en el siglo XIX y principios del XX, era el último depósito de agua que surtía un acueducto que traía agua desde la Cañada del Lobo en la Sierra de San Miguelito.

La obra Hidráulica fue en cargada por el Gobernador Ildefonso Díaz de León en 1825 al Arquitecto don Luis Zapari (según el historiador Joaquín Meade) y la Caja de Agua que fue atribuida durante muchos años al Arq. Tres Guerras fue en realidad diseño del grabador y pintor José Guerrero Solachi y el constructor fue el maestro Juan N. Sanabria que (según Joaquín Meade) era ensayador y juez balanceario de la Nueva Casa de Moneda inició obras en 1828 y dirigió la obra hasta su construcción sin cobrar un solo centavo.

La Caja de Agua fue inaugurada según Meade en 1831 y según Montejano en 1835, pero eso es lo de menos lo importante es que fue el principal suministro de agua para los barrios de San Sebastián y San Miguelito durante el resto del siglo XIX y principios del XX, podemos decir que dio servicio durante mas de cien años. Tal vez no sea la Caja de Agua que mas tiempo duró funcionando pero si la mas significativa y que se ha convertido como un símbolo para la Ciudad de San luis Potosí.
Recientemente fue inaugurada junto a la Caja de Agua la escultura de un Primitivo Aguador, la obra es del escultor Mario Cuevas

viernes, 21 de noviembre de 2008

Juan del Jarro, ¿Milagroso?

Va a pasar mucho en que vuelva a tocar el tema de Juan del Jarro y no porque no tenga algo que decir de este ilustre personaje del siglo XIX, pero por justicia hay que traer a la memoria a muchos otros, además de las otras casas, casos y cosas.
Juan del Jarro fue enterrado en el Panteón del Montecillo, el panteón de los pobres de la villa del Montecillo, cosa curiosa la tumba de Juan permaneció siempre cuidada, limpia y con flores, que la gente del pueblo le llevaba en recuerdo de su bonhomía. Pronto comenzó a correrse la voz de algunos milagros concedidos con la intercesión de Juan del Jarro y aproximadamente veinte años después de su muerte, aquello se discutía con mucha radicalidad, unos que era un santo y otros que no era mas que un muerto y esto decía Feliciano Guevara, un muchacho de esos que se las dan de Liberales liberados de toda creencia dogmática y apostando con algunos parroquianos dijo que él demostraría que Juan del Jarro era un mito inventado por supersticiosos que además después de tantos años de él solo quedarían unos cuantos huesos apolillados y acordando con unos secuaces fijaron fecha y hora para ir a profanar la tumba, lo que hicieron encontrándose con un Juan del Jarro que parecía dormido, ni siquiera estaba pálido decían y mucho menos seco. Tanto corrió la noticia que las visitas a su tumba por parte de la gente de San Luis, se multiplicó y el muchacho aquel, Feliciano Guevara, cambió totalmente a una vida de devociones y buenas acciones. Aún vivía el Dr. Calvillo, amigo de Juan del Jarro quien pidió permiso para exhumar el cuerpo y aparentemente lo volvió a enterrar, pero al parecer lo cambió por un esqueleto cualquiera, que su nieta, algunos años después, cuando se anunció la desaparición del panteón del Montecillo, se llevó a la cripta de su familia en el del Saucito. Ahí va la gente a pedir favores y a dejar exvotos por los que les concede, en un templo de Ébano, S.L.P. hay una imagen de él, y en 2006 el Ayuntamiento de San Luis colocó una estatua en el Jardín Guerrero (Jardín de San Francisco) y ese mismo día que fue colocada comenzó a recibir muestras de devoción por parte de algunas personas. Siempre tiene flores frescas, alguna fruta o alguna moneda. Ya sea al los pies de la escultura o en el jarro mismo. La cripta de la familia Tessier que es donde se supóne que están sus restos recibe también muchas muestras de cariño para Juan del Jarro, sobre todo durante el mes de Noviembre, cuando se conmemora su muerte.

jueves, 20 de noviembre de 2008

Los Funerales del Juan del Jarro


“9 de Noviembre de 1859
Hoy se murió Juan del Jarro. Muchas personas han contribuido para que se haga un decente entierro. Lo han llevado a San Juan de Dios, donde estará depositado hasta mañana y será cuando deba enterrarse. En todas las iglesias han doblado hoy, a las doce, a la oración y a las ocho”.
Se puede leer en el diario de Juan Vildósola con motivo de la muerte de Juan del Jarro personaje muy apreciado en su tiempo, dedicado a la asistencia pública.
Juan del Jarro sabía que ya se aproximaba la hora y le pidió a un chiquillo del barrio del Montesillo que era donde vivía, que fuera a donde el Dr. Anselmo Calvillo y le diera por recado que “la hora estaba próxima, que fuera hasta su morada muy temprano al día siguiente, no antes ni después, e hiciera todo cuanto habían acordado”.
El Dr. Calvillo era su amigo mas cercano, su confidente, su hombre de confianza y muy temprano al siguiente día fue hasta el horno donde vivía, mejor dicho dormía Juan, encontrándolo ya difunto, regresó a su casa para disponer de cuanto fuera necesario para enterrarlo en privado pero no faltó quien echara de menos la presencia temprana de Juan por los mercados, las calles y fueron a buscarlo encontrándolo difunto y la noticia corrió como reguero de pólvora, entonces Calvillo no pudo hacer mas, la gente se organizó para hacer sus funerales, los carpinteros le dieron una buena caja, los albañiles una buena tumba los clérigos excelentes ceremonias, los ricos aportaron lo suficiente para lo que fuera y los pobres sus rezos y sus llantos.
Al siguiente día escribe en su diario Juan Vildósola:
10 de Noviembre de 1859
“Hoy hubo en el Carmen misa de difuntos con el cuerpo de Juan del Jarro presente, habiendo estado la iglesia muy iluminada y habiendo muy buena música, cuando la misa se celebraba hubo dobles en todas las iglesias. Y concluida que fue esta lo condujeron al campos-anto donde se sepultó en una bóveda que se le mandó hacer”.

miércoles, 19 de noviembre de 2008

El Globo

El Globo fue quizás si no la primera tienda de ultramarinos, si la mas apreciada por el público consumidor de esos productos, pues era además fuente de sodas o nevería lo que finalmente terminó siendo al correr de los años, siendo un lugar de prestigio y confianza por su ambiente 100% familiar, atendido por su propietario el Sr. Alfonso Torre, jefe además de una familia respetadísima que mucho ha aportado a San Luis Potosí, social, industrial, comercial y científicamente.
El Globo siempre estuvo en las inmediaciones de la Plaza de Armas, primero en contra esquina de Catedral, donde ahora está la tienda Sears, y finalmente en el otro extremo de la plaza en contra esquina de Palacio de Gobierno.
En los años cuarenta y cincuenta el Globo fue el lugar predilecto de los jóvenes y las jovencitas, un lugar para socializar ante la mirada vigilante de don Alfonso que gozaba de todo el respeto y autoridad moral de la muchachada.

A finales de su existencia un hecho lamentable, ajeno al establecimiento, empañó la historia de este lugar cuando el 15 de Septiembre de 1961 se desató una balacera cuando se daba el grito de independencia y justo en el momento en que salía del local una empleada cayó abatida por las balas. En ese edificio aún quedan las huellas de las balas que pegaron en la cantera aquella vergonzosa fecha.

martes, 18 de noviembre de 2008

El Hombre de los Zancos



La popularidad de este hombre no tiene discusión, durante cinco décadas caminó en zancos por las calles de San luis, así como lo lee, su nombre Jesús Brieño, su profesión publicista.
Se contrataba con negociaciones y firmas comerciales para hacerles publicidad en aquellos tiempos en que la radio apenas si comenzaba y no todo mundo contaba en los treintas con un aparato receptor, pero todos tenían ojos y esto había que explotarlo, salía a las calles sobre unos zancos de mas de 1.80 de alto y con su 1.80 de él alcanzaba una altura difícil de pasar desapercibido, y si a eso agregamos el atuendo elegante que vestía…!!!!!
Su vida fue hacer publicidad, buscar que sus clientes vendieran, él mismo escribía los guiones de sus spots publicitarios además arreglaba aparadores y con el tiempo se hizo de un auto de sonido con el que anunciaba en forma original la lucha libre y las funciones del cine o cualquier otro espectáculo; digo originalmente porque trepados sobre el auto que anunciaba repetitivamente el evento, iban algunas personas caracterizadas a dock, ya fueran luchadores, alguna momia, vaquero etc.etc.
La trayectoria del Sr. Brieño inicia en los treintas y termina en los ochentas después de una caída al ser prácticamente atropellado por un taxi en la Calzada de Guadalupe , sufrió fractura de cadera de la que se repuso y volvió a subirse a los zancos en privado y por gusto pero ya no ejerció mas su profesión.

domingo, 16 de noviembre de 2008

Pancho Loco


Pancho Loco es otro de los personajes cotidianos en el San Luis de las décadas de los cuarentas a los sesentas. Él vivía en la calle de Pascual M. Hernández, a dos cuadras de donde se aprecia la torre con el tanque o tinaco de agua que pertenece (porque todavía está) a los Baños de San José. La casa de Pancho o mejor decir de Carmelita la hermana de Pancho y el esposo de esta, se cae a pedazos en estos días, de ahí salía Pancho vistiendo irremediablemente un traje azul marino con sombrero de calle que debió ser del mismo color, caminaba a paso lento con grandes zancadas lentas, como tomando medida, mostrando sus tobillos desnudos, la chiquillada corría atrás de él gritando Pancho, Pancho, Pancho Loco y de principio Pancho parecía ignorarlos, hasta que se hartaba y dando media vuelta ponía en carrera a los chiquillos que sentían la emoción de la adrenalina segregada al huir de un Pancho que nunca los dañaría. Siempre iba hablando jalando su saco por las solapas y abrigándose repetidamente con ellas metiendo una bajo la otra cruzando los brazos o movía nerviosamente alguna de sus manos sobre su cabeza como queriendo espantar un mal pensamiento o quizás un recuerdo recurrente.
El motivo de la locura de pancho fue a causa de una gran impresión que sufrió cuando su amigo de toda la vida fue a buscarlo y quince minutos después llegaron los familiares del amigo para informarle que hacía dos horas había fallecido. (ver detalles en Leyendas de San Luis Potosí)

sábado, 15 de noviembre de 2008

Juan del Jarro Agorero


Algo de lo que mucho influyó para que Juan del Jarro se convirtiera en Leyenda fue ese extraño don de predecir cosas, algunos lo tomaban a broma… hasta que no les sucedía, otros lo tomaron muy en serio y con respeto.
De lo que se cuenta al respecto son más los vaticinios negativos que las predicciones positivas y de las primeras están plagadas cuantas versiones se encuentran rodando por ahí, (algunas de ellas puede Ud. Leerlas en Leyendas de San Luis Potosí, de mi autoría) sin embargo hay algunas que cambiaron el curso de la historia. En una ocasión llegó Juan, a media noche, golpeando fuertemente con insistencia la puerta del Lic. Luis B. Barragán a quien conocía desde niño y salió uno de los sirvientes a quien le Urgió llamara al lic. —Dile a Luis que venga inmediatamente que necesito hablar con él— el sirviente fue a despertar al lic. Pero este lo regresó a la puerta para que por su conducto Juan le pasara el recado.
—No— le dijo imperativamente al sirviente —Dile que venga él, que es cosa de vida o muerte, o que entro yo y lo saco personalmente— Al escuchar esto Barragán, y conociendo a Juan que nunca gastaba una broma, se levantó y fue a su encuentro, cuando llegó al zaguán se escuchó un estruendo tras él, proveniente de su recámara, sin atinar en ir a ver lo que había pasado o atender a Juan, miró a este desconcertado y Juan le dijo con una sonrisa relajada —Ahora sí, Luisito puedes regresar a descansar, que pases buenas noches— y diciendo esto dio media vuelta y se retiró. Luis B. Barragán regresó a su cuarto para encontrar que parte del techo se había derrumbado y una gruesa y pesada viga había caído sobre la almohada donde segundos antes había tenido su cabeza, a este mismo personaje le pronosticó sería gobernador y hasta el tiempo límite que viviría.
Juan del Jarro lo mismo platicaba atentamente, con la gente sencilla y humilde que con gobernadores y con el Obispo Barajas que fue el primero de San Luis y el único que conoció Juan del Jarro.
Aquí quiero desmitificar otro argumento que le han agregado a su leyenda, dicen que nunca se bañaba, nada mas falso, tal vez no se bañaba todos los días, pues no se usaba hacerlo en ese tiempo pero muy seguramente cuidaba su higiene en la medianía de sus recursos, de otra forma como se explica que fuera recibido en los de3spachos de las personas importantes de aquel San Luis? ¡y tan melindrosos que hemos sido los potosinos, casi desde siempre!

jueves, 13 de noviembre de 2008

Cine Othón



Yo no se que tienen en la cabeza ni de donde sacan los datos que ponen en las placas que colocan sobre los muros de algunos edificios o monumentos para ilustrar a turistas y locales respecto a la historia de lo que están viendo, así por ejemplo sobre el muro de lo que fue el cine Othón y ahora es la plaza de la tecnología hay una placa que asegura ahí estuvo el cine París. Sé por gente que conoció el salón París que este estuvo dos cuadras mas hacia el oriente, en la primera de los bravo, a un costado del Palacio Municipal (o sería mas bien en ese tiempo la casa del Obispo Montes de Oca) y si, proyectaban películas, en 1914 lo adquirió don Miguel Sánchez y después de acondicionarlo mejor le puso el nombre del poeta Manuel José Othón que había fallecido apenas en 1906, ahí permaneció hasta 1930, cuando don Miguel terminó de construir la sala de cine a media cuadra de la plaza de fundadores, a un costado del Palacio de Gobierno en el lugar que ocupara la casa del que fuera comandante realista José Toribio de la Cortina.
Al igual que el cine Azteca contó con tres localidades, pero no tenía los mismos espacios que aquel y sólo funcionó como cine teatro durante casi cinco décadas.
Hoy sólo queda de este la fachada, el interior fue demolido para usar su cascarón con pequeños locales comerciales, denominado pomposamente Plaza de la Tecnología.
(Mas sobre los cines de la dorada época de los veintes en “Aquel San Luis de los años Veinte, de Luis Antonio Castro Prieto)

martes, 11 de noviembre de 2008

Cine Azteca


Ya les contaba hace unos días como es que se acondicionaban locales para proyectar cine, he descubierto hoy que donde fuera la casa del comandante realista José Toribio de la Cortina, en la primera de Carranza, a media cuadra de la plaza Fundadores, donde ahora hay un moll que le dicen la plaza de la tecnología, a un costado del palacio de Gobierno, en 1908 su patio se convertía en sala de cine, con tanto éxito que en 1911 fue ampliado a tal grado que en 1914 tenía una capacidad para 1400 espectadores, sin embargo la primera sala de cine construida ex profeso fue el Teatro (cine) Azteca frente al lado sur de la plaza de armas, donde se encontraba la Cantina Gambrinus, la Gran sociedad y el hotel America que fue propiedad del historiador Manuel Muro. El cine lo mandó construir don Alfredo Lasso de la Vega, contó con tres localidades, luneta, balcón y Galerías que le decían “Gallola” su inauguración fue todo un acontecimiento, se celebraron unos juegos florales que presidió como reina la señorita Emma Meade Elorduy, como maestro de ceremonias Eduardo Torres Zúñiga, el ganador de la flor natural fue el joven Jorge Ferretis que después destacaría como novelista, la variedad a cargo de los cantantes del momento Juan Arvizu y María Romero.
La arquitectura del teatro tenía motivos aztecas, las funciones eran sub recuentes y durante el intermedio aparecía un letrero donde se invitaba al público mirar al techo donde proyectaban luces de colores que se movían al ritmo de la música, posteriormente en los intermedios, mientras el pianista tocaba alguna melodía, se proyectaba en la pantalla la letra de la canción que era coreada por el público.
Fue la primera sala en emplear el Vitáfono que marcó la entrada al cine sonoro.
El Teatro (cine) Azteca funcionó ininterrumpidamente hasta la década de los ochentas cuando las grandes salas cedieron su lugar a las pequeñas salas de proyección.
(Mas sobre el cine Azteca se puede leer en Aquel San Luis de los Años veinte de Luis Antonio Castro Prieto)

lunes, 10 de noviembre de 2008

Transporte en Autobuses

Apenas entrando la década de los treinta los vehículos de fuerza motriz a gasolina comenzaron a utilizarse mas allá de un mero lujo, algunos fueron acondicionados y otros fabricados ya en línea para el trabajo, primero para transportar mercancías y en seguida para la transportación de personas.
En la Ciudad de San Luis Potosí el Transporte Urbano con autobuses era propiedad de políticos del momento, gente a la que había hecho “justicia la revolución” muchos de ellos se habían enriquecido en la bola y otros en la política con el tráfico de influencias, y fue justamente el tráfico de influencias lo que llevó al gobierno a cancelar la concesión que tenía la Compañía Limitada de Tranvías, S.A., para que la gente se viera obligada a utilizar los camiones de transporte urbano, de este modo se terminó con una compañía y con la fuente de trabajo de innumerables empleados que intentaron a toda costa conservarlo, fue la época de cacicazgo Cedillista, en San Luis mandaba el General Saturnino Cedillo, apodado el “Huarache”, ignorante y prácticamente analfabeta, había impuesto de gobernador al Gral. Ildefonso Turrubiartes que se ausentó en repetidas ocasiones dejando algunos interinos, imperando el desorden hacendario.

No fue así en el medio Rural donde adaptando el chasis de viejos vehículos se fabricaron los primeros camiones de pasajeros que vinieron a cubrir la necesidad de transportarse de una comunidad a otra varias veces al día, ya que hasta antes de eso el único medio era el tren y sólo había una corrida al día.

Camión de pasajeros de Cerro de San Pedro, saqueado y abandonado como su pueblo hasta convertirse ambos en fantasma

viernes, 7 de noviembre de 2008

Tranvías Eléctricos


En 1914, cuando ya los rigores de la revolución habían llegado a San Luis Potosí el Gobierno del Estado, otorgó a una compañía inglesa con sede en Londres, la concesión para instalar y explotar durante 50 años el servicio de transporte público con tranvías eléctricos en la Ciudad de San Luis Potosí. Se constituyó para tal efecto la Compañía Limitada de Tranvías, S.A. siendo su gerente el Sr. Oscar Eriksen que terminó por sentar sus reales y formar una familia en estas tierras.
La Compañía limitada de tranvías es al parecer la negociación que mayor inversión ha realizado en infraestructura urbana, pues no sólo se encargó de hacer los tendidos eléctricos y las vías férreas, arreglo calles, construyó los puentes de Santiago y Morales, y estuvo a punto de construir un puente sobre las vías de ferrocarril en la ruta a Soledad, habría de ser un puente de acero que se fabricó en Londres, pero curiosamente al llegar a Veracruz se perdió.
Compraron lo que quedaba del teatro arista y en su lugar construyeron una plaza de toros que pese a su poca duración, fue en la plaza donde se dieron las primeras corridas serias, con las figuras del toreo mas importantes del momento, se instaló también un zoológico en el barrio de Santiago y se hicieron arreglos al jardín de este barrio.
Se creció la Avenida Centenario, hoy Av. Venustiano Carranza que llegaba hasta el templo de Tequis, por lo que el gobierno ordenó la demolición del templo y continuar la calle.
El Sr. Eriksen murió en 1931 y en 1932, el gobierno se negó seguir concediendo los permisos de funcionamiento, cancelando la concesión que tenía la compañía por 50 años.

jueves, 6 de noviembre de 2008

Transporte Público Urbano y Sub-urbano


El transporte público organizado, existe en San Luis Potosí desde la séptima década del siglo XIX allá por el año de 1876.
El servicio era proporcionado al público en tranvías de tracción animal, así se les llamaba ya “Tranvías” donde la gente viajaba cómodamente sentada en un carro que se deslizaba suavemente sobre rieles, había ventanas corredizas con vidrio, eran bien ventilados los carros estos, conducidos por hombres aburridos tocados de gran sombrero y buen abrigo pues ellos viajaban en el exterior, en la parte superior del tranvía llevaban el letrero de la ruta que seguía y que nadie leía porque había tan poca gente que supiera leer las vías estaban separadas por poco mas de tres pies una de la otra, menos de un metro y la mayoría eran jalados por un par de mulas, la velocidad de estos tranvías difícilmente llegaba a los 10 Km por hora de bajada) pero de alguna forma era mas rápido y descansado viajar en ellos que a pie.
El servicio de este transporte público … digamos urbano duró poco mas de 40 años, hasta que fueron desplazados por los eléctricos de los que les platicaré en otra ocasión.

miércoles, 5 de noviembre de 2008

El Cine en San Luis Potosí

Fue a finales del siglo XIX cuando se dieron las primeras exhibiciones del cinematógrafo en San Luis Potosí, conociéndose esta diversión como “La linterna mágica” y se realizaba en la casa de la familia Almanza cuya fachada se encuentra todavía en la ahora calle de Álvaro Obregón y que ha sido modificada en su interior para funcionar como banco (Banamex),
Las vistas, como se les llamaba entonces se limitaban a proyecciones de cinco minutos, con escenas de la vida real, precedidas por un título, por ejemplo: “Negros comiendo sandía” y aparecía un grupo de niños africanos sonriendo y comiendo sandía”; “Bañando al caballo” y aparecía un palafrenero bañando un caballo, pero era algo nunca antes apreciado y la gente podía pasarse las horas viendo una y otra vez, con la boca abierta, las escenas proyectadas.
Llegaron a proyectarse estas vistas en funciones comerciales al interior del Teatro de la Paz, dando hasta 15 o mas vistas diferentes, por unos cuantos centavos y se llenaba el recinto.
Cuando las cintas crecieron en longitud, con temas actuados, comenzaron a habilitarse e improvisarse algunos locales como el Teatro Arista, el Teatro Alarcón, el Teatro Ofarril que al descubrir en el cine una buena fuente de ingresos cambió simplemente como “Cine Ofarril”, había otro salón al lado sur de la plaza de armas “El Salón Rojo” y el Salón París” en la calle bravo, a un costado del palacio municipal y que en 1914 fue adquirido por don Miguel Sánchez y le cambió el nombre por el de Manuel José Othon cuando se mudó a las instalaciones que construyó casi veinte años después sobre la misma calle a un costado del Palacio de Gobierno, donde ahora es un moll denominado “Plaza de la Tecnología”, el primer cine construido para ese fin fue el Cine Azteca, del que les platicaré en otra ocasión, lo que les adelanto es que con la construcción del cine Azteca vino un Boom en el negocio, una competencia real, hasta se llegó a producir, con buen éxito, una película con actores, capital y dirección potosina, sólo se contrató un camarógrafo de la ciudad de México. En ese tiempo, ya en la década de los veinte del siglo XX, no había mas de seis camarógrafos en todo México, con igual número de cámaras.
El cine pues se convirtió en el espectáculo mas popular de casi todo el siglo XX, se cuenta la anécdota de que un respetable caballero español exclamaba con su acento muy ibérico —Jolínez, tanto trabajo que me ha costao decir ci-ne-mas-tór-gra-fo, para que ahora unicamente se diga zine—

martes, 4 de noviembre de 2008

La Michelada, creación 100% potosina.


La michelada es hoy en día servida en casi todo el mundo, Ud la puede pedir lo mismo aquí en San Luis que en Acapulco, EEUU, España y en casi toda Europa, centro y Sudamérica, sin embargo, el origen de la bebida y el nombre de su creador son prácticamente desconocidos y antes de que alguien se adelante a adjudicarse su origen, les informo que la primera vez que se sirvió en el mundo fue aquí, en San Luis Potosí, México, específicamente en el bar del Club Deportivo Potosino, en la década de los setentas del siglo XX y su creador y primer consumidor es el Ing. Michel Esper, de ahí el nombre de “Michelada”.
Cuenta el Sr. Rafael Lucero Arvisu que Michel Esper siempre fue muy proclive a crear bebidas, que llegaba al bar del Bosque del Hotel Valles en Cd. Valles, S.L.P., de donde es originario, y le pedía al cantinero de nombre Pascual Vázquez Salvador, diferentes ingredientes etílicos y no, con los que Michel hacía una serie de combinaciones que muchas veces no repetía.
La michelada la inventó un día en que llegó al Deportivo Potosino después de una noche de fiesta, para cumplir con un partido de Tenis el cual terminó como pudo, con una sed espantosa, se dirigió al bar y pidió una cerveza, un vaso con hielo y como estaba por ahí una botella de salsa picante, limón y sal, hizo una de sus raras combinaciones que le resultó bien refrescante, por lo que repitió la fórmula y pronto los amigos quisieron probarla y así se extendió el gusto por esta bebida. Que se fue perfeccionando por el mismo Michel Esper cuya formula original es Hielo en un vaso, limón, sal, salsa picante, una gota de jugo magui y una de salsa inglesa.
Actualmente hay en San Luis Potosí, expendios de Micheladas que las prometen de sabores diferentes.
El Ing. Michel Esper nunca pudo registrar su creación pues es considerado un producto genérico que se puede elaborar con cualquier cerveza, salsas y demás componentes, sin embargo han salido algunos productos de marca registrada, con los que se puede elaborar la famosísima michelada.
Independientemente de eso, creo que hay una patente moral y pertenece a un potosino, el Ing. Michel Esper.

lunes, 3 de noviembre de 2008

Manuel Hernández Muro, precursor de transplantes

La facultad de Medicina de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí se ha distinguido desde siempre por su disciplina y ser generadora de excelentes profesionistas de la medicina: Hoy quiero dedicar este espacio al Dr. Manuel Hernández Muro, médico ortopedista de gran fama en desde los años cincuenta hasta los setentas.
De cuna pobre trabajó desde niño para contribuir al sostenimiento de su familia, estudio medicina en la Facultad de San Luis Potosí y en el ejercicio de la ortopedia alcanzó fama internacional, fue de los primeros en realizar transplantes o implantes de hueso, operaba en su clínica de la calle de Muñóz, lo mismo que en otros estados y el extranjero, se cuenta una anécdota al respecto: resulta que una persona adinerada fue a verlo a su consultorio y requería una operación muy delicada, como es normal el hombre aquel se fue a pedir otras opiniones y todos coincidían en que era necesaria la operación, pero no todos se atrevían a hacerla, fue a Estados Unidos y en una clínica especializada le dieron el mismo diagnóstico y la misma prescripción que Hernández Muro, pero le dijeron que la intervención quirúrgica debía ser programada pues al especialista tenían que llevarlo desde el extranjero, el paciente pidió que lo programaran y se presentó en la fecha acordada, encontrándose, para su sorpresa, que el eminente cirujano era el mismo Manuel Hernández Muro.
Fue presidente Municipal de San Luis Potosí en la década de los sesentas.
Aficionado práctico a la fiesta brava, era además el médico de plaza de la “Fermín Rivera” o “El Paseo” como se le llama ahora y que dicen que así se llamaba antes.
Aficionado también a pasar días enteros al aire libre, salía de campamento cuando sus ocupaciones se lo permitían.
Fue secuestrado el año de 1976, pedían una cuantiosa cantidad de dinero que la familia no tenía ni siquiera en propiedades y muchísima gente estaba dispuesta a ayudar, pero afortunadamente el Dr. fue rescatado por la policía.
Ala tercer día de su liberación, el Dr. volvió a su vida normal.
Fue hombre generoso, pues aún cuando era de los Médicos mas cotizados de su época, cuando el paciente no tenía para pagar, simplemente no cobraba y realizaba su trabajo siempre con la misma calidad y entrega.

domingo, 2 de noviembre de 2008

Toni Pijoan i Canturri un catalán muy mexicano


El General Lázaro Cárdenas del Río abrió las puertas de México a muchos extranjeros, es por todos sabido que los que mas necesidad tenían del refugio y hospitalidad mexicana eran los españoles republicanos repudiados por Franco, así nos llegaron muchos que pronto adoptaron esta como su patria, a San Luis Potosí nos llegaron un grupito de Catalanes, jóvenes todos ellos, algunos casi niños como Mario Güemes otros solteros como Altés, Abella, Areni, y otros con los que me disculpo por no tenerlos presentes en este momento, todos ellos y los que no he mencionado, formaron buenas familias educadas muy a la buena tradición mexicana que no diferenciaba mucho de la española.
Entre los catalanes republicanos, llegó Antoni Pijoan i Canturri con su esposa María de la Luz, dejando atrás un pasado por el que no se podía hacer nada, saliendo de España con lo que traían puesto y una pequeña estatuilla de la virgen de Montserrat.
Mari, la esposa de Toni me platicaba que se habían casado apenas comenzando la guerra civil, Toni era Ingeniero de Aviación por lo que de inmediato tuvo que tomar partido con los suyos, Mari era hija de un oficial Franquista, pero optó por seguir a su esposo que siendo herido fue confinado a un campo de concentración, ella en su calidad de hija de un oficial franquista pudo entrar al campo y propiciar el escape de su marido al que sacó de prisión por la misma puerta y de España por los pirineos a pie, prácticamente cargándolo. Ella medía escasos 1.60 y Toni poco mas de 1.80.
Por su parte Toni me decía que había nacido dos veces, la primera en Barcelona y la segunda en Veracruz y que su padre se llamaba Lázaro Cárdenas del Río.
Todos estos Catalanes se abrieron paso honradamente con inventiva, aportando su trabajo al desarrollo de este Estado. Toni y Mari tenían una tienda de tinacos, “Tinacos Eureka” en la calle de 5 de Mayo, ahí mismo comenzaron a promover la crianza de pollos, sin pensar que eran los precursores de una industria que habría de formarle un buen futuro patrimonial a otros. A pesar de su iniciativa nunca fueron ricos, ni siquiera tuvieron casa propia, les bastó haber sido los iniciadores de esta industria. Vivieron durante mucho tiempo hasta sus últimos años en la casa de la esquina nor-poniente de Díaz de León con Guerrero.

sábado, 1 de noviembre de 2008

XHDE Canal 13, 33 años de comunicación



El día primero de noviembre de 1975 fue inaugurado el Canal 13 de San Luis Potosí, entonces solamente llegaban a esta ciudad la señal de Canal 2 y otra al parecer de un canal de gobierno y que nadie veía y en el estado había municipios donde no llegaba ninguna señal de TV.
Un año antes había escuchado comentarios del proyecto de crear una televisora, decían que no era posible, que estaban locos, que no habría forma de mantenerla con publicidad y ya entrando 1975 la cosa parecía ir en serio, sobre la carretera a Ríoverde, a unos pasos de la Glorieta Juárez se comenzaba a levantar la antena al lado de una modesta construcción, eran las afueras de la ciudad, mas allá sólo estaba la Unidad Ponciano Arriaga y el Tecnológico Regional ahora Tecnológico San Luis, que apenas comenzaba.
Muchos nos sentíamos emocionados al pensar que tendríamos una televisora en San Luis, nuestro propio canal de TV, en lo personal comencé a anidar el sueño de salir en la tele, de conducir un programa y un día fui y me planté frente al director de la televisora, pero no fue sencillo, tuve que dar incontables vueltas llevando y trayendo proyectos hasta que por fin le propuse hacer un programa Scout. Pensé que lo rechazaría, pero para mi sorpresa lo aceptó y me pidió el guión del primer programa, sería semanal y por fin me llamaron para hacer un programa de prueba y transmitirlo en señal de prueba el día 12 de Octubre de 1975, y ahí voy con mi tropa, presentemos algunos detalles de lo que era el Escultismo, se levantó una tienda de campaña en tiempo record, se prendió una fogata con un solo cerillo y se prepararon unas Papas a la diabólica todo eso en media hora y ahí quedó grabado y después se nos avisó que pasaría ya en transmisión oficial el mismo programa grabado, ya en transmisión oficial el primero de noviembre.
Días antes habían tenido una seria dificultad técnica, el transmisor fallaba, faltaba una pieza; un diodo, resistencia o valla Ud. a saber que, el asunto es que encargarla a Canadá tardaría quizás semanas en llegar y se envió a Carlos Labastida en avión recibió la pieza la colocó en el bolsillo de su camisa y regresó de inmediato, solucionando con ello el problema y salió puntual al aire en transmisión oficial tras el consabido acto inaugural.